Diccionario Político de la República Constitucional

5 enero 2007

Interés siniestro.

Filed under: Definición — DavidSerquera @ 8:31 pm

Concepto político desarrollado por Jeremy Bentham (1748-1832) a partir de 1794, año en que su proyecto de construcción de una prisión Panopticón en Millbank(Londres) fue aprobado por el parlamento inglés. Dicha prisión nunca llego a construirse debido a que dos importantes familias aristocráticas (Spencers y Grosvernos) utilizaron el aparato del estado para preservar sus propios intereses especuladores en dicha zona de Londres. Bentham apreció que los gobernantes, mas que estar motivados por conseguir la mayor felicidad para el mayor número de sus súbditos, intentaban promover su propia felicidad por encima y a costa del bienestar de la comunidad.
En un sentido moderno del término se añade un toque de manipulación de masas utilizando la mentira política para hacer creer a la sociedad civil que los intereses particulares de los gobernantes son los propios de la sociedad civil. En este sentido tres siglos antes de cristo Sun Tzu ya escribió en “el arte de la guerra” lo siguiente: “Generalmente en el método de la guerra, el principio fundamental consiste en hacer prevaler las medidas del gobierno de forma suprema. Si esto se hace, entonces la gente afectada no tendrá disputas entre si, y no teniendo disputas no tendrá conciencia de sus propios intereses conservando el interés del gobernante en mente”.
En la partitocracia Juancarlista el interés siniestro se manifiesta con tres normas: El derecho del voto convertido por los medios de comunicación en deber del ciudadano para con la partitocracia, quedando excluido el mismo, al ejercerlo, de la libertad política. La economía especulativa frente a la productiva soportando el interés del capital financiero, esto ha llevado a las familias españolas a ser las mas endeudadas de la UE y a la fuga masiva de cerebros dando lugar al fenómeno de la precariedad científica. Por último, el estado de las autonomías, que ha promovido el interés de las oligarquías locales destruyendo a la sociedad civil con el auje de los nacionalismos excluyentes.
La República Constitucional establecerá entre otras, dos medidas que inciden directamente sobre el interés siniestro: el mandato imperativo y la capacidad de los ciudadanos para deponer a sus gobernantes.

1 comentario »

  1. […] de símbolos de símbolos que transforman la realidad política en una ficción acorde con el interés siniestro de los gobernantes. Así por ejemplo, en la partitocracia Juancarlista, la acción de introducir la […]

    Pingback por Ficción política « Diccionario Político de la República Constitucional — 5 enero 2007 @ 8:40 pm | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: